¡Suscríbete! RSS / email

GP Japón sin sanción

Bueno, habreis visto en las noticias que se estba debatiendo una posible sanción a Hamilton, que al final ha quedado en nada. El video de la polémica es este:



Se puede apreciar que Hamilton va pegado al coche de seguridad (algo no permitido por el reglamento) y que al dar la curva, se sale de la trazada y pega un frenazo que le ha faltado poner las luces de emergencia y echar el freno de mano (lógico, se va a la zona de fuera, que está muy mojada, y tiene que ir muy lento); total, que los dos coches que vienen detrás (Webber y Vettel) siguen la trazada, por donde va el coche de seguridad, y tienen que pegar un frenazo, puesto que si adelantan a Hamilton serán penalizados. Este frenazo, provoca un choque entre los dos.

La distancia con el coche de seguridad y los frenazos bruscos y artimañas para despistar del piloto que lidera la carrera en ese momento son algo explícitamente prohibido en el reglamento. Es algo que hacía habitualmente M. Schumacher, y luego alguna vez lo hizo Alonso (desde que lo hizo Alonso, se prohibió...). Sin embargo, en este caso, por las condiciones de lluvia, no se ha tenido en cuenta la infracción. Lo curioso es que a partir de ahora, esto ya no se podrá hacer (lo mismo que lo de la grúa remolcando coches y colocandolos en pista, etc.).

No está muy claro por qué no ha habido sanción, ya que es algo que está en el reglamento (aunque no especifica que cuando hay lluvia sea igual pero vaya, digo yo que con lluvia tendría que mantener todavía más distancia con el coche de seguridad y evitar los frenazos bruscos y maniobras que puedan confundir a los rivales).

En fin, que nadie tenia esperanza en que una sanción a Hamilton cambiara nada. El mundial ya está decidido, y tendría que derrumbarse todo para que Hamilton no fuera el ganador (que se lo ha currado, todo hay que decirlo). Simplemente lo de la sanción era por ver si era un ganador de por ser buen piloto (que lo es), o además de buen piloto hay factores externos que influyen en su victoria, como lo extraño que maneja las sanciones la Federación Internacional de Automovilosmo, que se deciden con mayor o menor rapidez y severidad dependiendo de quien cometa la infracción...

En sus últimos años de competición, era Michael Schumacher el del "vale tudo". Ahora parece que tiene un sucesor que puede hacer lo que quiera... Vaya "deporte" tan bonito.



El que piense que esto está escrito desde un punto de vista parcial, que haga memoria:

- Alonso, único piloto de Fórmula 1 penalizado por una norma que no existe (supuestamente estorbó a Hamilton en una parada de boxes en el GP de Hungría: info aquí, cuando lo que hacía era seguir las órdenes del equipo (que también fue penalizado), esperando a que le dieran la salida. Comentar además que la sanción a Alonso la publicaron por la noche, dándole 5 horas para recurrir (cuando todo el mundo dormia...).

- Con todo el tema del espionaje, sancionan a la escudería, pero no a los pilotos-> que son los que realmente se habrían beneficiado si el espionaje se hubiera producido.

- La grúa devolviendo a Hamilton a pista, algo que no viene en el reglamento, pero que, por sentido común, es una maniobra favoritista y arriesgada. Lo que si viene en el reglamento es que en caso de accidente, el piloto debe colocar el volante y abandonar el coche (cosa que no se respetó). Además, Hamilton fue recolocado en pista por la grúa, mientras que un par de pilotos, que también permanecieron en sus coches con los motores encendidos, no fueron ayudados.

- Y esto sin entrar en cosas algo más discretas de observar, como son llas estrategias y cosas raras que pasan en McLaren. Que curioso que le pasen a Alonso: reglajes desajustados en alguna ocasión, neumáticos con mala presión (en 2 ocasiones le ha pasado), repostajes con exceso de litros de combustible, se le cae un sistema de iluminación de los boxes (bastante pesado) sobre el coche, y le dicen que está bien, que no hay que reparar porque no tiene daños...



En fin, no pretendo llorar ni quejarme porque sí. Cuando estaba M. Schumacher, también pasaban cosas raras con la FIA (sanciones subjetivas, favoritismos, descontrol dentro de lo equipos), así que esto no es algo nuevo. No me importa que gane Hamilton, que se lo ha currado y se va a compertir en el primer novato campeón, aunque me da pena que se hable más de sanciones y triquiñuelas que de conducir, que es de lo que se trata esto. Tampoco me da nada de pena por Alonso, que ya ha ganado 2 mundiales, y ya no hay quien lo mueva de la lista de 14 pilotos que han ganado más de un mundial de Fórmula 1 (joper, hay que reconocerle el mérito-> lo que ha hecho él, lo han logrado hasta ahora él y otros 13 pilotos a lo largo de toda la historia de la Fórmula 1).

Me va a seguir gustando la F1 gane quien gane, y va a seguir teniendo emoción (sobre todo el año que viene, que van a quitar el control de tracción y otras ayudas). Sólo que en muchas ocasiones nos olvidamos de que es un negocio y un circo publicitario y queremos creernos que es un deporte, y eso, a veces nos desilusiona.

2 comentarios:

Joapain dijo...

Es verdad eso que dices que es un circo mediático y publicitario y no un deporte.

Al menos no ha ganado el tonto de Hamilton, que ya le hemos cogido manía.

Increíble que Raikonnen haya ganado el mundial con tanta potra. ¿Qué le ha pasado? Que antes ese rubiales era un gafe.

elnota-kun dijo...

Lo que le ha pasado a Raikkonen es que su equipo tiene una estrategia para sacar puntos y para ganar, no para putearse entre ellos (prefieren perder a que gane un español, ¿para qué lo fichan entonces?).

La FIA con su pasividad y McLaren con su fanatismo se habían empecinado en que tenía que ganar Hamilton -gran piloto, que seguramente lo habría hecho mejor si se hubieran dejado de circo y de piques entre ellos-, aún a pesar de putearse a sí mismos.

Pues nada, al final tanto nadar para ahogarse en la orilla. Raikonnen se ha dedicado a correr mientras los otros de dedicaban a niñerias: el cuento de la liebre y la tortuga, sólo que había 2 liebres, y que la tortuga no era tan lenta...

Ir Arriba