¡Suscríbete! RSS / email

Unos nacen con estrella y otros estrellados



Filosofando al más puro estilo de Joapain, he de decir que para mí esa ley de Murphy no es más que otra forma de llamar a la “mala suerte”, porque no me digais a mí que buscar algo y que esté en el último cajón en el que se mira es ley de Murphy, eso es mala suerte. De todos es sabido, que algunos como DominecZe, Joapain o Satori nacen con buena suerte (o lo que se dice por ahí con estrella) y otros como NotaKun, Luco o yo que más bien nacimos estrellados. No podréis negar que en los juegos de azar es como si un Murphy gordote estuviera siempre ahí acechándonos o como si tirara por nosotros un gato negro con mala pipa o como si estuviéramos permanentemente sentados bajo una escalera. Todo esto me ha hecho cuestionarme de dónde vienen algunas de estas supersticiones. En una fugaz búsqueda googlera he encontrado lo siguiente:

Pasar por debajo de una escalera

Se cree que hay dos orígenes distintos para esta superstición: el primero, que el triángulo que forma una escalera apoyada en una pared representa el triángulo místico de la Santísima Trinidad y que romperlo trae la peor de las suertes. La segunda, más probable, dice que en América y Europa, durante la Edad Media, se usaban patíbulos muy altos y que tanto para colocar de forma correcta la soga de los ahorcados como para retirar el cadáver, era necesaria una escalera. Por tanto, cualquiera que pasara por debajo de la escalera encontraba la muerte.

Romper un espejo provoca 7 años de mala suerte

Antiguamente se creía que los espejos ofrecían a aquellos que se mirara en ellos un reflejo de su propia alma. De aquí proviene la creencia de que dañando un espejo te dañas a ti mismo. Que los años de mala suerte sean precisamente 7 se debe a que este siempre se ha considerado un numero mágico (7 son las artes, las plagas de Egipto, los colores del arcoiris...). Además, también existía la creencia de que el cuerpo experimenta un cambio cada 7 años (a los 7 se alcanza la niñez, a los 14 la pubertad, a los 21 la edad adulta, etc.). El castigo del espejo provoca mala suerte en un ciclo vital completo.

Cruzarse con un gato negro

Las brujas medievales recogieron la adoración que sentían los egipcios hacia los gatos, transformando a este animal en su "familiar", un ser que podía cambiar de forma y participar en sus rituales. Los gatos negros acabaron por convertirse en un símbolo de brujería, de modo que cruzarse con un gato negro hace referencia al temor de encontrarse con una bruja y enfrentarse a uno de sus hechizos.

3 comentarios:

Joapain dijo...

Hay quien no es supersticioso porque eso trae mala suerte.

DominicZe dijo...

Ayyy! Khamlita si es que te tenemos que querer, llego a mi casa desanimado de la vida, esperando que llegue el viernes aunque suspenda, ya me da igual, quiero pasar el bachecito este que no estoy acostumbrado a demorar tanto mis actividades ociosas, llego a casa y cafecapuchi... no eso no. llego a casa y poust de Khamlita y blog mejorado, y una maravillosa entrada de superjose que pasare a leer ahora. Resumen que no sabeis lo satisfactorio que es ver el blog con movimiento!

elnota-kun dijo...

Khamlita,te ha gustao la Adriana Lima, ¿ein? :p Que guay está venir del curro y ver que el blog va cambiando para mejor, y creo que estás mejorando la calidad de los publicado y haciendolo menos friki y + culturizante!!!

Ir Arriba